Calificación xxx cinematográfica reservada para las películas más explícitas. Las películas con clasificación X están destinadas sólo para ser vistas por los adultos. Por lo general, legalmente definidos como las personas mayores de 18 o 21 (según como este estipulado en cada país).